Socialismo

Adriana Morales
Adriana Morales
Licenciada en Letras

El socialismo es un sistema político y económico que defiende el control público de los medios de producción y distribución de bienes. Surgió tras la Revolución industrial en oposición al capitalismo, sistema político y económico que promueve el derecho a la propiedad privada.

Los medios de producción son los recursos económicos y materiales necesarios para elaborar y distribuir bienes. Por ejemplo, las fábricas, las máquinas, las herramientas, entre otros.

El sistema socialista se caracteriza, principalmente, en que los medios de producción pertenecen a los trabajadores, quienes gestionan la producción y la distribución de bienes. Por tanto, su finalidad es dar lugar a una sociedad más justa y equitativa, reducir la desigualdad social y la explotación laboral.

En la actualidad se identifican y aplican diferentes tipos de socialismo. El más practicado es la socialdemocracia, sistema político de carácter democrático que promueve la actividad económica tanto pública como privada.

Ejemplos contemporáneos de países con un sistema socialista son la República Popular China, la República Popular Democrática de Corea (Corea del Norte), la República Socialista de Vietnam, Cuba, entre otros. Se trata de Estados que han adoptado el sistema político y económico del socialismo, incluso, aplicando ciertas reglas capitalistas.

Características del socialismo

  • Se basa en la propiedad pública o colectiva: los medios de producción y distribución de bienes y servicios deben ser de propiedad pública o colectiva, y gestionados por el Estado. Por ejemplo, la nacionalización de empresas que antes eran privadas.
  • Plantea una economía centralizada: las actividades económicas son centralizadas y controladas por el Estado. Solo se produce lo necesario y el Estado controla gran parte del mercado nacional.
  • Pretende eliminar las diferencias entre clases sociales: para alcanzar una sociedad más justa e igualitaria, se plantea la repartición equitativa de los bienes producidos y de las riquezas obtenidas.
  • Se antepone el bienestar colectivo al bienestar individual: el socialismo favorece a la población en general por sobre cada individuo. Todas las personas deben recibir lo mismo, a fin de que el conjunto reciba los beneficios generales.
  • Procura la igualdad de acceso a los servicios básicos: el sistema socialista se plantea asegurar el acceso igualitario de todos los individuos a la educación, al sistema de salud, el uso de recursos naturales, entre otros.

Tipos de socialismo

Se distinguen diferentes tipos de socialismos cuyos elementos comunes son la propiedad social y eliminar la desigualdad de las clases sociales.

Algunos de estos sistemas permiten el libre mercado, actividad económica de tendencia capitalista, desde la cual se aplican los precios de bienes y servicios a partir de la oferta y la demanda.

A continuación, se presentan los tipos de socialismo más practicados:

  • Socialdemocracia: ideología política que se aboca a una economía mixta. El Estado interviene y planifica el uso de bienes comunes, su producción y distribución, y permite el libre mercado de tendencia capitalista. Es de los sistemas socialistas más practicados, con gobiernos elegidos de forma democrática y representativa.
  • Socialismo democrático: variante del socialismo que considera que la democracia y el socialismo son sistemas inseparables. Se caracteriza por abarcar diferentes corrientes de izquierda política, rechazar los métodos autoritarios y la violencia para alcanzar el socialismo. No se debe confundir con la socialdemocracia.
  • Socialismo de mercado: el Estado se reserva el control económico de los sectores de producción que considere de mayor importancia. Por ejemplo, la producción de energía. Sin embargo, también permite la actividad del libre mercado en otros sectores de producción de servicios y bienes. Por ejemplo, en China se aplica el socialismo de mercado.
  • Socialismo cristiano: comparte los principios del socialismo y del cristianismo, por lo que se asocia al capitalismo como un generador de desigualdad y avaricia. Por ejemplo, el partido político venezolano, Comité de Organización Política Electoral Independiente (COPEI).
  • Socialismo libertario: reune diferentes ideologías socialistas que comparten ideas como la expropiación y la colectivización de los medios de producción privados. Se caracteriza por rechazar el capitalismo y por favorecer el control de los medios de producción por parte de los trabajadores.

Historia del socialismo

Origen del socialismo

Las primeras propuestas para organizar la sociedad bajo un sistema socialista surgieron en la antigüedad, incluso, en su forma más utópica, es decir, como un sistema ideal de gobierno.

Por ejemplo, el filósofo griego Platón expuso sus ideales de tendencia socialistas en su obra República, donde aborda temas cómo la justicia y la división de la sociedad en clases sociales.

El Imperio Romano y diversas comunidades cristianas del pasado también reflejan sistemas simples de socialismo aplicando un orden social, político y económico más justo e igualitario para todos los ciudadanos. Estos promovía la necesidad de compartir los bienes de producción y las tareas laborales.

Impacto de la Revolución industrial

La Revolución industrial generó un importante proceso de transformación e impuso un nuevo orden económico, social y político a lo largo del siglo XVIII.

En consecuencia surgió el sistema capitalista, que promueve la propiedad privada de los medios de producción. Incluso, se formaron movimientos sindicales, y se fomentaron los primeros ideales del socialismo y el comunismo.

Socialismo utópico

El socialismo utópico tuvo dos vertientes importantes. En Inglaterra, Robert Owen fue el principal representante del movimiento obrero británico. Quiso contrarrestar las desigualdades económicas y sociales que enfrentaba la sociedad británica. También defendió el desarrollo de un sistema económico basado en cooperativas de producción y de distribución.

La otra vertiente surgió en Francia. Claude-Henri Saint-Simon, defendió el control público de la propiedad productiva, a partir de la planificación central, considerando este sistema más eficiente que el capitalismo.

Por su lado, el socialista Charles Fourier planteó ideas similares a las de Owen, y propuso unidades de producción y consumo basadas en el cooperativismo.

Socialismo científico: teorías de Marx y Engels

En el siglo XIX surgió la teoría comunista marxista, de la cual nació el socialismo científico propuesto por Karl Marx y Friedrich Engels, término empleado para diferenciar esta corriente del socialismo utópico.

El socialismo científico es una vertiente del socialismo. Se basa en la razón y toma en cuenta la lucha de clases como un elemento necesario para alcanzar una sociedad equitativa e igualitaria.

Engels destacó que el socialismo científico está basado en el estudio de la historia y de la economía. Para ello, se apoyó en métodos científicos que le permitieron comprobar sus teorías y aplicarlas a la sociedad.

Para Marx y Engels el socialismo debe ser un sistema político regido por la clase obrera, y debe alcanzar una sociedad sin clases sociales, dando lugar al comunismo.

Ambos tomaron en cuenta el comportamiento de la sociedad, estudiaron el capitalismo y propusieron que los medios de producción fuesen gestionados por el Estado. También propusieron la eliminación de la propiedad privada de los medios de producción para acabar con la explotación laboral, entre otros.

Desde entonces, el socialismo y el comunismo han tenido vigencia en los sistemas políticos de diversos países. En el siglo XX destacó el auge del sistema socialista impuesto en la Unión Soviética, que conformó el bloque comunista de Europa tras la Segunda Guerra Mundial. Otros ejemplos a destacar son los de Cuba y China.

Vea también Marxismo.

Socialismo y comunismo: ¿en qué se diferencian?

El comunismo es como tal la realización del socialismo. Se trata de Estados con legislaciones socialistas, pero en transición al comunismo.

El comunismo es un sistema político y económico que se fundamenta en la propiedad pública y en el lucro que esta genera. Los principales medios de producción y de los recursos naturales tienen un tipo de control comunal.

El comunismo deriva de diferentes teorías económicas, en especial, del socialismo científico y las teorías de Marx y Engels. En sus obras, hicieron un uso indistinto de los términos socialismo y comunismo, ya que el propósito en ambos sistemas políticos es el mismo, alcanzar una sociedad sin lucha de clases.

Vea también: